Porsche celebra un momento histórico en el Salón del Automóvil de Ginebra, que tiene lugar desde este jueves 7 marzo hasta el 17 del mismo mes. Hace 70 años, la joven marca se presentó por primera vez al público internacional. A ese espectacular debut le han seguido otros muchos durante décadas, en cada caso con los modelos más deportivos del momento, una tradición que Porsche ha mantenido hasta hoy. Para celebrar el 70 aniversario de su debut en Ginebra, el fabricante de vehículos deportivos presentará la octava generación del icónico 911, en su versión Cabriolet. Al mismo tiempo, el 718 Cayman T y el 718 Boxster T celebrarán también su estreno mundial.

 

Hace 70 años, el 17 de marzo de 1949, Porsche presentó el 356 Coupé y el 356 Cabriolet fabricados en Gmünd (Austria) en su pequeño stand del pabellón principal. La respuesta fue fantástica y los dos deportivos tuvieron un gran recibimiento. El éxito en la muestra suiza es considerado el primer paso para la buena marcha de los primeros autos producidos en serie en Zuffenhausen (Alemania): hasta 1965, fueron producidos unas 78.000 unidades del 356.

El Salón del Automóvil de Ginebra tiene una gran reputación y para muchos especialistas es el más importante del mundo; un prestigio forjado, sobre todo, durante los años sesenta del siglo pasado. Cada año, Porsche se une a otros muchos fabricantes para presentar allí sus últimas novedades. El Porsche 904 Carrera GTS, un deportivo con motor central diseñado por Ferdinand Alexander Porsche, fue lanzado en Ginebra hace 55 años y fue objeto de una enorme admiración; de hecho, el 904 Carrera GTS es considerado todavía uno de los Porsche más bellos de todos los tiempos.

El fabricante de Stuttgart también escogió la muestra suiza para la presentación mundial del primer 911 GT3. El 911 GT3 de la serie 996, en color Plata Ártico y con sus característicos faros, se reunió allí con la prensa internacional en 1999. Hoy, 20 años más tarde, la denominación GT3 sigue siendo la de un deportivo de leyenda.

Hace un año, en 2018, Porsche llevó a Ginebra dos innovaciones que representan los pilares de la empresa en cuanto a estrategia de producto: el 911 GT3 RS, con un chasís de competición y un motor atmosférico de 4 litros y altas revoluciones que entrega 520 caballos (383 kW), y el prototipo de un Cross Utility Vehicle (CUV) ciento por ciento eléctrico. Entre los puntos más destacados de este último se encuentran su diseño emocional con llamativos elementos offroad, así como la novedosa pantalla táctil, que ofrece un concepto de uso innovador y control de seguimiento ocular. El frontal del Mission E Cross Turismo, con un capó hundido entre aletas muy curvadas, tiene un vínculo estético indiscutible con el Porsche 911. Este prototipo, de 4,95 metros de longitud, entrega más de 600 caballos de potencia y cuenta con un sistema de tracción total. El Mission E Cross Turismo, que desde el inicio se encontraba listo para circular por carretera, está conectado con el concept car Mission E, mostrado por primera vez en el Salón Internacional del Automóvil de Fráncfort (IAA) de 2015. En el tercer trimestre de 2018, el Consejo de Supervisión de Porsche AG dio luz verde para que el Taycan Cross Turismo sea producido en serie en las instalaciones de Zuffenhausen.